Bolivia pierde 1-0 ante Corea en los últimos minutos en Ulsan

Seúl, 22 mar 2019 (ATB Digital).- La Bolivia de Eduardo Villegas cayó este viernes por 1-0 ante Corea del Sur en un encuentro que los asiáticos dominaron de principio a fin pero que les costó cerrar por su falta de acierto ante la portería de Cordano.

En el primer tramo el equipo asiático se desplegó nuevamente en torno a su capitán Son Heung-min, astuto en la búsqueda de los espacios y habilidoso y punzante al atacar los costados.

En esta ocasión le acompañó Ji Dong-won en la delantera, pero el ariete del Augsburgo -al igual que el resto del plantel surcoreano- no estuvo acertado en la definición.

De Ji fue la primera gran ocasión local, un cabezazo a bocajarro que peinó fuera.

El propio Son tuvo la siguiente, pero su golpeo tibio en el área grande se fue a las manos de Cordano.

Hasta ahí, la Verde no desesperó ni perdió el orden defensivo e incluso dejó pinceladas de Chumacero o Castro.

Aunque fue justamente un despiste de Castro el que citó al capitán surcoreano nuevamente con el gol, que esta vez se le escapó por exceso de adorno; con un central en el suelo y Cordano ya casi vencido, Son disparó al costado cuando medio Ulsan cantaba ya el tanto.

En la reanudación los surcoreanos salieron en tromba y asediaron el área de los hombres de Villegas, explotando ambas bandas con comodidad.

Pero ni aún así lograron afinar la mira los asiáticos, que sumaron un buen puñado de ocasiones en apenas 10 minutos, lo que tardó Bolivia en sacudirse algo el asedio.

Leandro Vaca logró forzar después incluso la estirada de Kim Seung-gyu con un disparo ajustado desde el borde del área.

El dominio del cuadro de Paulo Bento persistió, aunque los minutos y la rueda de los cambios fueron restándole consistencia a su juego.

Hwang Ui-jo, recambio de Ji, llegó a tener otro cara a cara con Cordano que el meta boliviano logró desbaratar, Lee Seung-woo culminó con un disparo demasiado alto una buena incursión por la derecha y de nuevo Hwang llegó tarde por un palmo a un envío de Son casi sobre la línea de gol.

Y así, a cinco minutos del final, cuando parecía que lo de los surcoreanos con el gol era un maleficio, irrumpió el mediapunta Lee Chung-yong con un poderoso cabezazo que acabó con la resistencia boliviana y de paso evitó que el 0-0 se repitiera entre las dos selecciones, que hasta ahora solo habían disputado dos encuentros en los que no se había anotado ningún tanto.

1 - Corea del Sur: Kim Seung-gyu; Kim Moon-Hwan, Kim Min-jae, Kwon Kyung-won (Lee Chang-Min, m.89), Hong chul; Ju Se-Jong, Kwon Chang-Hoon (Lee Jin-hyon, m.88), Na Sang-ho (Lee Seung-woo, m.63), Hwang In-Beom (Lee Chung-yong, m.70); Ji Dong-won (Hwang Ui-jo, m.63) y Son Heung-min.

0 - Bolivia: Cordano; Torres, Jusino, Haquin, Marvin Bejarano; Arano, Castro (Danny Bejarano, m.77), Galindo (Luis Vargas, m.71); Ramiro Vaca (Justiniano, m.59), Chumacero (Henry Vaca, m.87); y Álvarez (Leonardo Vaca, m.46).

Goles: 1-0, m.86: Lee Chung-yong.

Árbitro: Khamis Al-Marri (QAT). Amonestó a Luis Vargas (m.83).

Incidencias: Partido amistoso disputado en el Estadio Munsu de Ulsan a unos 8 grados centígrados y con una humedad relativa del 66 por ciento.

Publicidad