Mujeres de guarda bocaminas viven en condiciones de extrema pobreza en el Cerro Rico

Potosí, 28 jun 2019 (ATB Digital).- Un estudio realizado por la Fundación Jubileo en el Cerro Rico de Potosí, devela las condiciones precarias en las que trabajan las guardas bocaminas, mujeres que tienen la misión de cuidar los accesos a las galería y las herramientas de trabajo en las minas. Los cuartos en los que habitan están construidos al lado del ingreso a las bocaminas, un espacio de aproximadamente 12 y 16 metros cuadrados donde conviven entre 5 a 6 personas. No cuentan con seguro de vida, estabilidad laboral, trabajan 24 horas al día, los 7 días a la semana y su salario mensual va de 300 a 500 bolivianos.

Publicidad