Sufriendo y perdiendo, Lanús elimina a Sao Paulo y clasifica a octavos de Sudamericana

Brasil, 5 nov 2020 (ATB Digital).- Sufriendo más de la cuenta pese a un comienzo sobresaliente, el argentino Lanús se clasificó este miércoles a octavos de final de la Copa Sudamericana-2020 pese a perder 4-3 con Sao Paulo en un vibrante partido disputado en Brasil.

El 'granate' de Luis Zubeldía, que venció 3-2 en el juego de ida de la segunda fase, avanzó de ronda por más goles anotados como visitante en un juego emocionante disputado en el estadio Morumbí de Sao Paulo.

Los argentinos, que dieron cátedra de presión alta, obtuvieron el pase como premio a su persistencia, en una serie que terminó con un marcador global de 6-6 y que se definió en los últimos minutos.

Aunque los argentinos parecieron tener controlada la serie con dos goles de Pedro La Vega (17) y Braian Aguirre (44), los locales remontaron con tantos de Daniel Alves (27), Pablo (62), Thaller en propia puerta (87) y Gabriel Sara (89).

Cuando la suerte parecía echada, Nicolás Orsini, en el 90+3, le dio el boleto a Lanús para octavos, donde enfrentará al boliviano Bolívar, que dejó atrás a los chilenos del Audax Italiano.

A lo Michels
Lanús emuló el ímpetu de la presión desenfrenada de la Holanda de Rinus Michels que deslumbró en la década de 1970.

Los argentinos aprisionaron a su adversario. Hasta ocho jugadores del 'granate' participaron en la quita de oxígeno contra un Sao Paulo que solo atinaba a devolver el balón a su portero Tiago Volpi o a pasar la pelota de un lado a otro, siempre en su baldío.

La asfixia provocó un error del lateral Tchê Tchê, quien cabeceó una pelota hacia el centro del campo, a unos diez metros del área paulista. Desde ahí La Vega desenfundó un feroz remate de tres dedos imposible de detener.

La ventaja bajó las revoluciones de Lanús. Sao Paulo se organizó, con un incisivo Alves -reconvertido en volante- intentando iniciar el juego en medio de sus dos centrales, pero tuvo problemas para circular la pelota y generar peligro ante la solidez del bloque defensivo visitante.

La consistencia de la retaguardia argentina hacía difícil imaginar que la paridad llegara por tierra. Y en un córner cobrado por Reinaldo, el capitán Alves martilló con fuerza para vencer a Lautaro Morales.

La igualdad rebobinó la cinta al partido de los primeros minutos. Lanús retomó aquella arma fulminante de nombre presión alta y obligó a un nuevo error de los dirigidos por Fernando Diniz.

Leonel Di Plácido recibió un mal despeje, centró la pelota y Aguirre se limitó a empujarla. Con la serie aparentemente controlada, Lanús volvió a bajar la marcha.

Infartante
Sao Paulo, que llegaba motivado tras golear 4-1 a Flamengo, colíder del Brasileirao, dejó en evidencia la irregularidad que lo ha acompañado en el torneo doméstico, donde está a cinco unidades de la punta, con tres juegos menos.

Pese a que buscó lastimar a Morales con salidas por los costados de Reinaldo y Tchê Tchê, Luciano y Brenner fallaron en la definición o el portero salvó.

Pablo, que también tuvo gazapos, marcó la paridad en un disparo a ras, tras un pase filtrado de Alves, que se agigantó en los últimos minutos, cuando Sao Paulo enjauló a Lanús.

El exBarcelona se apersonó de la pelota y halló buenos cómplices en sus compañeros de banda. En una apertura, Sara centró por izquierda y Thaller cabeceó a su propio arco.

Cuando los penales parecían una realidad, Alves, desde derecha, cruzó un balón aéreo. Sara, con la testa, pareció sentenciar la sufrida serie.

Sao Paulo hizo tiempo, confiado en que el pase era suyo, pero Orsini aprovechó el despiste general en un tiro a bocajarro que achicó la derrota y renovó el pasaporte de Lanús.

(AFP)

Página procesada en: 0,8 segundos.