En aplicación de DS 4775, bancos esperan solicitudes de afectados para reprogramar créditos y no descartan periodos de gracia

En aplicación de DS 4775, bancos esperan solicitudes de afectados para reprogramar créditos y no descartan periodos de gracia

La Paz, 10 de agosto de 2022 (ATB Digital).- En cumplimiento del decreto 4775 aprobado por el Gobierno de Luis Arce, la Asociación de Bancos Privados de Bolivia (Asoban) reprogramará los créditos de los prestatarios afectados por el incendio en el "Mercado Mutualista" de Santa Cruz el 31 de julio. No descarta facilitar periodos de gracia.

“Lamentamos lo ocurrido con los comerciantes del Mercado Mutualista, por ello la banca asociada atenderá las solicitudes de los prestatarios afectados, considerando su situación económica y capacidad de pago, como indica el decreto”, explicó el secretario ejecutivo de la Asoban, Nelson Villalobos.

Indicó que las entidades recibirán las solicitudes y analizarán cada caso, e incluso podrían incluirse periodos de gracia en función de los resultados del análisis de la operación crediticia.

De acuerdo con Villalobos, para la banca asociada es prioritario que los clientes cuenten con posibilidades que se adecúen a sus actuales condiciones y así poder dar cumplimiento a sus obligaciones financieras.

“Por ello, los bancos atenderán las solicitudes de forma individual, adecuando los planes de pagos, si así se requiere, con el objetivo de apoyar a los prestatarios afectados ante esta difícil situación, como lo ha hecho en otras ocasiones ante eventos adversos por los que han atravesado sus clientes”, puntualizó.

El DS 4775, aprobado en gabinete presidido por el presidente Luis Arce, establece que la ASFI será la encargada de hacer cumplir la reprogramación para los prestatarios en el marco de sus funciones y atribuciones conferidas por la Ley 393 de Servicios Financieros.

Según la norma, las entidades financieras, a solicitud de los prestatarios afectados por este siniestro y en función a su situación económica y capacidad de pago, “deben acordar la reprogramación de sus operaciones de crédito, considerando en el proceso de análisis, la incorporación de periodos de gracia, entre otras medidas”.

De acuerdo con datos de Asoban, a junio de este año la cartera vigente reprogramada alcanzó a $us 5.324 millones, con un crecimiento a doce meses de 36,4%, lo cual indica que las reprogramaciones continuaron aumentando después de junio de 2021, gracias al apoyo a empresas y familias desde el sector bancario.

En ese contexto, el índice de cartera en mora se mantuvo reducido en 1,96%.

(ABI)

Página procesada en: 1,37 segundos.
Tiempo: 1.4228 segundos.