Autoridades del MAS inspeccionan Quecoma y aseguran que la presa se vacía en tres meses

Cochabmaba, 19 de julio 2022 (ATB Digital).- La represa Quecoma, en el municipio de Sacabamba, región Valles de Cochabamba, expone un embalse bajo de agua considerando la altura de la presa.

La construcción de esta represa, cuando Manfred Reyes Villa era prefecto (hoy Gobernador de Cochabamba), derivó en un proceso que ya lleva más de una década. La autoridad, quien en la actualidad es alcalde de Cochabamba, asegura que el proyecto funciona y que ya se hicieron después de su gestión obras complementarias.

Este martes, el diputado del Movimiento Al Socialismo (MAS) Héctor Arce y asambleístas del mismo partido realizaron una inspección al proyecto, expusieron filtraciones y aseguraron que la presa se vacía en tres meses sin cumplir su función con los productores beneficiarios de la zona.

LA REPRESA En la inspección participaron también dirigentes de regantes de Quecoma y técnicos de la Gobernación de Cochabamba.

El director de Riego y Agua de la Gobernación-, Ronald Equilea, recordó que el proyecto fue ejecutado entre 2006 y 2008. En 2005, Sacabamba presentó el proyecto a la entonces Prefectura. La fecha del contrato es de enero de 2006 y debía concluirse en marzo de 2007. Hubo modificaciones en el contrato y el plazo se amplió.

Dijo que se incumplieron varios aspectos técnicos en el proceso de contratación y ejecución, “lo que no se contempla en los informes de supervisión ni del fiscal de obra”.

Dijo que la presa debía almacenar más de 480 millones de metros cúbicos de agua para beneficiar a más de 150 hectáreas productivas.

“Todos los años, llega a llenarse y, en menos de tres meses, vuelve a vaciarse por las filtraciones”.

La represa tiene una altura de 7 metros; en la actualidad, el agua no alcanza el metro.

El presidente de la Asociación de Regantes Cuenca Quecoma, Remberto García, describió que la represa estaba llena a fines de abril, en mayo y junio utilizaron agua solo los domingos y, en adelante, solo percibieron filtraciones.

“Cuando la represa está llena, en una semana baja más de un metro”, dijo.

Los comunarios expusieron las marcas que dejó el agua en los bordes, cuando la represa estaba llena.

El ejecutivo de la Central Regional de Sacabamba, Juvenal Fernández, manifestó que esta represa tuvo observaciones desde el contrato y que la primera entrega se pretendía hacer sin agua; hasta ahora, no se habría hecho la entrega.

“Tenemos pérdida de casi un metro en una semana. En unas pocas semanas más, esta agua va a disminuir a casi nada”, expresó.

Fernández sostuvo que hubo cuatro adendas, con ampliaciones.

“No se ha podido culminar este proyecto, y si se ha culminado ha sido con varias observaciones”.

Durante el recorrido, las autoridades expusieron las filtraciones de agua de la represa del otro lado del embalse, por la parte enrocada, donde se forma una especie de riachuelo. El diputado Arce aseguró que se pierden al menos 200 litros por segundo, lo que habría significado que en dos meses se perdió más de seis metros de altura del volumen de agua.

El diputado dijo que esta inspección fue “para desenmascarar a Reyes Villa”; aseguró que el actual Alcalde de Cochabamba miente al manifestar que la obra es eficaz y eficiente.


“Esta obra expresa la mediocridad, la negligencia y la corrupción”, dijo.

El vicepresidente de la Asociación de Regantes Cuenca Quecoma y exalcalde de Sacabamba (2015 - 2021), José Manuel Tordoya, expresó que los 180 beneficiarios de la obra no pueden abastecer sus necesidades.

Detalló que cada uno siembra parcelas de unos 10 surcos.

“Es solo para nosotros. Para llevar a los mercados, ya no hay, porque las horas de largada de agua son pocas; apenas dura tres días, y comienza a secar. No tenemos ninguna garantía con esta represa para poder continuar la siembra”, expresó.

Sacabamba es potencial productor de arveja, trigo y maíz.

EL PROCESO Los dirigentes piden que se haga justicia en este tema. Observan la obra que no se entrega desde 2009, cuando empezaron los procesos legales contra Reyes Villa.

Tordoya informó que la presa enrocada costó cerca de 8 millones de bolivianos, y que antes de comenzar a llenarla, ya se presentaron rajaduras y hubo reclamos.

“Es un engaño garrafal. Los responsables ya nomás tienen que dar una solución”, expresó, y aseguró que el proceso debe seguir porque Reyes Villa ya volvió de Estados Unidos.

El 24 de junio pasado, se emitió una notificación del Tribunal de Sentencia Número 3 para Reyes Villa para la audiencia de juicio oral programada para el 18 de julio por las presuntas irregularidades en la construcción de la represa Quecoma.

El delito por el que se lo procesa es incumplimiento de deberes, debido a que no se cumplieron los plazos en la entrega de la obra.

La audiencia se suspendió aún sin fecha.

La presidenta de la Asamblea Legislativa Departamental, Elena Aine, aseguró que de los 15 procesos de Reyes Villa, el de la represa es solo uno.

“Como autoridades departamentales una de nuestras facultades es fiscalizar. Queremos demostrar al pueblo que no es mentira (las acusaciones), como él menciona”.

El asambleísta Juan Carlos Iraola pidió que se cierre el proyecto y se determine la culpabilidad de todos los actores que no supervisaron o “lo que Manfred reyes Villa con las cuatro modificaciones no ha hecho lo que tendría que haber hecho, el nuevo rediseño ante las falencias que se tenía”.

Dijo que existe responsabilidad en Reyes Villa, porque fue quien, en su condición de Prefecto, dio la orden de proceder y utilizar los recursos.

Arce explicó que, en tanto dure el proceso legal, no se puede intervenir en la obra.

(Opinión)

Banner-1080-240

Página procesada en: 1,21 segundos.
Tiempo: 1.2468 segundos.