Deportes

River Plate, campeón de la Libertadores tras vencer a Boca Juniors en Madrid

Madrid, 9 dic 2018 (ATB Digital).- River Plate conquistó el Santiago Bernabéu y regresa a Buenos Aires con su cuarta Copa Libertadores. El equipo millonario superó a Boca Juniors por 3-1 tras un partido en el que el ritmo y la precisión brillaron por su ausencia pero que se volvió vertiginoso en la prórroga. Salió algo más despierto el conjunto 'Millonario' aunque sendos conjuntos, que trataron de agilizar el juego por las bandas para llegar a la meta rival, parecían retarse entre ellos a ver quién perdía más balones.

Era una oportunidad única de ver un clásico del fútbol mundial y el juego no acompañó a las expectativas, aunque el color en las gradas puso la emoción al choque. Se sucedieron las ocasiones aunque sin demasiado peligro para ambos, la mayoría nacidas desde el saque de esquina.

A medida que avanzaba el crono, Boca se encontraba algo más cómodo y suyas fueron las acciones más claras para inaugurar el marcador, con un balón rebañado por Pablo Pérez que atajó Armani y un remate de Benedetto tras pase de Villa desde la banda derecha, que también detuvo el portero millonario.

A esa jugada replicó River a la contra aunque el tiro final de Pratto se marchó demasiado alto, una definición impropia de un jugador preciso, que más tarde se resarciría. Cuando se rozaba el final de los primeros 45 minutos, River se encontró la meta xeneize vacía tras una mala salida de Andrada, pero Pratto la lanzó alta. En la siguiente jugada, llegaba el tanto de Boca. Un magistral pase entre líneas de Nández hacia Benedetto, que se deshacía de la última línea y se plantaba solo ante Armani para definir con maestría.

La segunda parte comenzó con algo más de alegría, y con River tratando de revertir la situación. Avisaba Nacho Fernández con un tiro que se marchó desviado y, poco después, la hinchada millonaria reclamó un penalti de Andrada sobre Pratto, muy protagonista, que el colegiado no señaló.

Empata River

No cesó en sus intentos River hasta que logró igualar el marcador cuando se acercaba el minuto 70. Gran jugada combinativa de River al primer toque por el costado derecho hasta dejar solo a Pratto ante Andrada, que no logró atajar el tiro ajustado.

Con el partido igualado, River relajó esfuerzos y fue Boca quien trató de recuperar su ventaja, ya sin Benedetto en el campo, a quien sustituyó Wachope, y con un Villa fallón en la resolución de las jugadas.

Con la falta de fortuna de cara a puerta, el partido se fue a la prórroga. Un tiempo extra en el que, al inicio, Boca se quedó con diez por expulsión de Barrios, aunque no bajaron los brazos los xeneizes en inferioridad.

Un golazo de Quintero en la segunda parte de la prórroga ponía a River por delante por primera vez en la eliminatoria. Combinó el equipo millonario en la esquina derecha del área y el joven, que llegó este año a River, se sacó de la manga un chit imparable desde la frontal que hacía historia para el equipo de Marcelo Gallardo.

No se rindió Boca en los últimos minutos aunque River el que dominaba en superioridad el partido. Andrada, el meta bostero, subió desesperado a rematar aun cuando faltaban más de cinco minutos para que concluyera el tiempo extra. Con sus continuas subidas para aportar en ataque, llegó el tercero del campeón, completamente a puerta vacía se marchó Gonzalo Martínez para sellar la victoria.

Lo dieron todo los xeneizes hasta jugando con nueve, tras lesión de Gago, y hasta estrellaron un balón en el palo que desesperó a los hinchas. Pese a los esfuerzos, nada pudieron hacer ante un River que mantuvo el resultado para llegar a la gloria sudamericana por cuarta vez en su historia. (Agencias)