Pandemia deja centenas de millones de personas en confinamiento

Pandemia deja centenas de millones de personas en confinamiento

Roma, Italia, 21 mar 2020 (ATB Digital).- Centenas de millones de personas en todo el mundo iniciaban el fin de semana confinadas en sus hogares, con la esperanza de contener la pandemia de coronavirus que ya se ha cobrado más de 11.000 vidas y sacudió la economía global.

Italia, el país más afectado de Europa con más de 4.000 muertos y el primero en el continente en haber ordenado el confinamiento de su población, se apresta a fortalecer sus medidas frente a los estragos de la pandemia.

Todos los parques, espacios verdes y jardines públicos estarán cerrados al público este fin de semana, a la espera de más restricciones, para alentar a los italianos a quedarse en casa tanto como sea posible.

El coronavirus mató a 627 personas en 24 horas en Italia, anunciaron las autoridades el viernes, en el punto más crítico desde el comienzo de la crisis.

"Todos estamos en cuarentena", dijo el viernes Andrew Cuomo, gobernador del estado de Nueva York en Estados Unidos, al anunciar el encierro, la medida "más radical que podemos tomar".

En total, con los confinamientos en California, Nueva Jersey o Illinois, más de 85 millones de personas ahora deben quedarse en casa en Estados Unidos, excepto para hacer sus compras esenciales o tomar algo de aire. Así, los habitantes de las tres mayores ciudades del país (Nueva York, Los Ángeles y Chicago) están en régimen de aislamiento.

Se trata de un golpe devastador para la mayor economía del mundo, ya que California y Nueva York representan casi una cuarta parte del producto interno bruto de Estados Unidos (22,3% en 2018).

Nueva York alberga el corazón de las finanzas mundiales y California el de las nuevas tecnologías e Internet. El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, quien inicialmente insistió en minimizar los estragos de la pandemia, descartó el viernes un cierre a nivel nacional.

"No creo que algún día lo consideremos necesario", dijo el mandatario.

Sin embargo, la economía estadounidense está comenzando a sentir los efectos de la progresión del coronavirus en todo el planeta, ya que los contratos extraordinarios registrados en gigantes como Walmart y Amazon no compensarán la destrucción de empleos.

En Europa, la Unión Europea anunció el viernes una suspensión de las normas de disciplina presupuestaria. Sin precedentes, la medida permitirá a los Estados miembros gastar tanto como sea necesario para contrarrestar la desaceleración económica.

En tanto, en China las autoridades anunciaron el sábado que, por tercer día consecutivo, no se registraron caso de contagio local, aunque constató 41 casos originados en personas provenientes del exterior.

- Confinamiento inédito -

Suiza, por su parte, también ha endurecido sus medidas de protección y prohibió cualquier reunión de más de cinco personas, pero por ahora ha descartado cualquier confinamiento, al considerar que se trataba de un "espectáculo político".

La determinación del confinamiento de poblaciones enteras, sin precedentes en la historia humana, va más o menos bien según el país.

Confinados en su hogar durante diez días, muchos italianos han comenzado a romper la cuarentena. Más de 53.000 italianos ya han sido multados por salidas injustificadas.

Pero el confinamiento es difícil de aplicar en lugares muy vulnerables, como en grandes barrios marginales de Asia o en prisiones superpobladas y en ruinas en todo el mundo.

Tres mil millones de personas ni siquiera disponen de las armas más básicas contra el virus, agua corriente y jabón, apuntan expertos de las Naciones Unidas, que temen la pérdida de "millones" de vidas.

A pesar de las dificultades, a cada día más países adoptan la difícil decisión de cerrar total o parcialmente sus fronteras en un intento de aislarse de la pandemia.

Bélgica decidió el viernes prohibir toda entrada para viajes "no esenciales" y Cuba cerró sus fronteras a no residentes, a pesar del peso de la industria del turismo en la economía de la isla.

En América Latina, donde rigen múltiples restricciones fronterizas, casos de toque de queda nocturno como en Perú y Ecuador, y cuarentena obligatoria como en Argentina, también se han implementado medidas de aislamiento para contener la pandemia.

Colombia decidió en la noche del viernes que el país iniciará un período de aislamiento general obligatorio a partir del martes, al tiempo que en Paraguay se registró el primer deceso por la pandemia.

Bolivia, por su parte, comenzó este viernes el cierre paulatino de sus fronteras terrestres y de su espacio aéreo, al tiempo que la región andina de ese país tomó la decisión unilateral de declarar cuarentena total, dijeron autoridades.

En Brasil los muertos por el coronavirus ya son 11, y el ministro de Salud, Luiz Henrique Mandetta, admitió que el auge de la epidemia en ese país ocurrirá solamente entre abril y junio.

- Amenaza al empleo -

La Organización Internacional del Trabajo (OIT) advirtió que hasta 25 millones de empleos están en riesgo en ausencia de una respuesta coordinada internacionalmente.

Ante esta situación reina una extrema precaución en los mercados financieros. Después de la peor semana bursátil desde la crisis de 2008, terminaron el viernes con una nota vacilante, Wall Street en rojo y los mercados bursátiles europeos subieron.

Algunos expertos, no obstante, temen que la crisis económica resultante de la pandemia sea peor que la de 2008, especialmente si las medidas de confinamiento se prolongan.

Varios países se sumaron en días recientes a la lista de los que adoptaron la drástica medida del confinamiento generalizado. El encierro se generalizará a todo Túnez el domingo, y unos 25 millones de colombianos están bajo encierro controlado este fin de semana.

El Reino Unido también fortaleció drásticamente su respuesta a la pandemia al ordenar el cierre de pubs, restaurantes, cines y pabellones deportivos.

"Le estamos diciendo a los cafés, bares y restaurantes que cierren esta tarde tan pronto como sea razonablemente posible y que no abran mañana", dijo el viernes el primer ministro, Boris Johnson, en una conferencia de prensa.

Fuente: AFP 

Página procesada en: 0,56 segundos.