Instalan un santuario en memoria de dos angelitos asesinados por su madre en 2002

La Paz, 17 feb 2022 (ATB Digital).- El 7 de septiembre del 2002, Seferina Quispe viajó a Los Yungas con sus dos hijos, Joaquín de 10 y Vanessa de 8. En medio del camino se bajó con sus dos pequeños, les hizo comer choclo y después les apuñaló arrojándoles al río.

Comunarios del lugar relataron que choferes encontraron a los niños cerca del río y fueron apuñalados con un cuchillo de mesa.

El lugar donde los niños fueron asesinados se convirtió en un santuario y en la actualidad cientos de fieles visitan el puente cajones para pedir un favor a los dos angelitos.

Página procesada en: 1,1 segundos.
Tiempo: 1.1378 segundos.