ATB RADIO

EN VIVO

ATB Digital
Columnistas

Mundo Casio

Mundo Casio

* JAIME ITURRI

Puerto de Miami. Esperamos para embarcarnos rumbo a la patria. Estoy con dos amigos y de pronto se suman otros dos conocidos de ellos. Se ponen a hablar de automóviles y a mostrar fotos de los que tienen: “este me costó doscientos cincuenta mil dólares”, “este es un modelo exclusivo, ni te digo cuánto tuve que pagar”. Veinte minutos de manija. Hasta que uno de los nuevos, por cortesía, quiere meterme en la conversación: “¿Y tú, Jimmy, no tienes auto”” y yo le digo que sí, que tengo, un Suzuky Alto de 10 mil dólares. Comienzan a matarse de risa. Y mi interrogador me dice “que cojudo que eres”, y ahí no más, le salto a la yugular: “Mira, para ir de un lugar X a un lugar Y, tu vas en tu auto de 250 mil dólares y yo en el mío de 10 mil. Puede que yo llegue un poco más tarde pero llego igual. ¿Ahora dime quién es el cojudo?”.

 La verdad por elección (pude elegir) yo decidí el mundo Casio frente al mundo Rolex. Y la elección es fácil: me gusta la simpleza, la sabiduría de los que llaman nadies pero a los que tanto se teme, me gusta la practicidad y el saber que si lo pierdo me puedo comprar otro sin mayor drama y en cambio odio el mundo ostentoso, lo que creen ser más por tener más. Si al final ambos relojes hacen lo único para lo que deberían ser creados: dar la hora.

Pero claro, esto no siempre es así. Ya decía el sicoanálisis “el modelo de auto es una prolongación del pene” o sea de los temores sobre el pene. Y parece lo mismo a la hora de dar eso precisamente, la hora. Y puestos ya a las confesiones soy más feliz con mis jeans raidos y mi polera decolorida que con traje.

Me parece horrible esa historia de la catedral y las capillas y la comparación entre las personas. Si Clara Chía es Casio y Shakira es Ferrari me parece una comparación enfermiza y dañina. Al final es un rollo de Piqué que sabrá porque eligió a una y no a la otra. Ojo que la colombiana hizo lo propio y no tengo reclamo alguno: cada quien construye su propio cielo y su propio infierno. Claro también es rollo de Shakira que hizo bien en irse y de la otra que cerró su instagram.

Bueno, los dejo, como no me gusta el whiskie etiqueta azul, me voy tras un buen singani boliviano con mis amigos, ya que de verdad no es la marca lo que hermana, ni te hace más que nadie, porque lo que verdaderamente interesa al final del día es como diría Benedetti el sencillo coraje de querer. Ese se acabó. Nada es para siempre. Pero tal vez haya que recordar lo bueno que hubo… el resto (claro fuera de facturar) es historia.

Y, un apunte final, como profesional he facturado, y creo que nada mal pero también he llorado, cada amor que se ha ido ha dejado un vacío pero ningún despertar me ha borrado lo soñado.

* JAIME ITURRRI ES PERIODISTA

Noticias relacionadas

San Pablo de Tiquina evaluará junto al Gobierno las propuestas para la construcción del puente

Cristal Vergara Capo

¿Qué señales indican la presencia de bulimia nerviosa, un trastorno alimentario que puede tener consecuencias graves si no se identifica pronto?

Cristal Vergara Capo

EEUU vuelve a emplear el Título 8 en la frontera con México

Cristal Vergara Capo