ATB Digital
Farándula

Malos tiempos para la franquicia “The Witcher” en Netflix: la mala acogida de la precuela “Blood Origin” ya es oficial

Malos tiempos para la franquicia "The Witcher" en Netflix: la mala acogida de la precuela "Blood Origin" ya es oficial

Estados Unidos, 17 de diciembre 2022 (ATB Digital).-  Adaptación de la famosa saga de novelas de fantasía del autor polaco Andrzej Sapkowski que ya dio lugar a una popular serie de videojuegos, la ficción The Witcher producida y estrenada por Netflix resultó ser un auténtico éxito en la plataforma de ‘streaming’ en su estreno en 2019. Rápidamente renovada por una segunda temporada que vio la luz en 2021 también entre una gran acogida, la serie protagonizada por Henry Cavill es probablemente la serie de fantasía de mayor éxito de Netflix y, aunque la compañía tenía grandes planes para convertirla en una franquicia de éxito, lo cierto es que últimamente el proyecto no está pasando por su mejor momento.

Por un lado está el asunto de la pérdida de su protagonista, después de que Henry Cavill anunciase su salida hace apenas un par de meses, mientras que ahora, apenas una semana antes de su esperado estreno, la prometedora secuela que con tanta emoción se había anunciado por la plataformas solo unos meses después del debut de la primera temporada de la serie original no está siendo recibida según lo esperado. Aún tiene que estrenarse en el catálogo y no lo hará hasta la semana que viene, el 25 de diciembre, pero las primeras críticas no auguran lo mejor.

Bajo el título The Witcher: Blood Origin, la serie precuela de The Witcher es una ficción limitada de fantasía que, ambientada en el adictivo universo creado por Sapkowski, nos hace viajar más de mil años al pasado de los eventos narrados por su predecesora para contarnos la creación del primer brujo, la raza de humanos con habilidades sobrenaturales a la que pertenece nuestro querido Geralt de Rivia, y el evento conocido como La Conjunción de las Esferas tras el cual chocaron los mundos de los elfos, los hombres y los monstruos. La serie está protagonizada por Éile (Sophia Brown), una guerrera de la guardia de la Reina que dispone a convertirse en una música ambulante, y la acompañan en el elenco Michelle Yeoh y Laurence O’Fuarain entre otro enorme grupo de nuevos personajes. Solo Joey Batey repite como Jaskier, el famoso bardo de la original, aunque en un pequeñísimo papel.

Tras anunciarse a mediados de 2020 como parte de los planes de Netflix para convertir en franquicia su serie de éxito, The Witcher: Blood Origin se estrena este 25 de diciembre en la plataforma tras cuatro meses de rodaje en 2021 y casi un año entero de espera tras haber entrado en la fase de postproducción. Como su propio tráiler parecía adelantar -puedes verlo sobre estas líneas-, la serie apostaba también por una buena dosis de efectos visuales y CGI.

Las primeras valoraciones que han salido a la luz, no obstante, no demuestran una gran pasión por Blood Origin: “Hay muy poco aquí que deba verse si eres fan de The Witcher, y no hay nada que enganche a alguien que aún no haya visto la serie”, sentencia TVGuide, una de las muchas publicaciones que no le dan el aprobado a la secuela. Una opinión similar a la publicada por The Verge, que asegura que “se siente demasiado alejado de las cosas que realmente hacen que la franquicia sea interesante” o Collider, que advierte que el disfrute de Blood Origin “dependerá de cuán involucrado esté en el universo de The Witcher y cuán convencido esté de las historias descuidadas que presenta”.

No son las únicas, aunque la advertencia de que es una serie con poco potencial más allá de los muy fans de The Witcher está presente en la mayoría de los textos. Incluso aquellos que le dan el aprobado, como IGN, describe algunas de sus tramas como “poco interesantes”, aunque sí alaba a su grupo de ‘misfits’ protagonistas, mientras que Digital Spy, que también la aprueba, se atreve a decir sobre ellos que están “frustrantemente limitados, como bocetos en bruto que no se han desarrollado lo suficiente”.

Aunque todavía queda por ver cómo la serie es acogida en Netflix, las críticas no parecen vaticinar un futuro muy halagüeño y parece que la nueva ficción podría quedarse bastante lejos de replicar el éxito de la serie original. Mientras, esta última tampoco pasa por su mejor momento tras el anuncio oficial de la marcha de Henry Cavill y la entrada en escena de Liam Hemsworth como Geralt de Rivia. Una decisión que ya está tomada y que se hará efectiva tras la temporada 3 de The Witcher -la última que contará con Cavill- y que ha sido recibida con recelo y polémica por el ‘fandom’

Fuente Sensacine

(Visited 2 times, 1 visits today)

Noticias relacionadas

“Sentí que no era necesaria”: Harrison Ford comenta sobre Indiana Jones 5

ATB Usuario

Deja un comentario